logo

Los orígines y el legado del escándalo Enron revisados
9.7.08


Malcolm S. Slater, profesor emérito de la HBS, acaba de publicar el libro Innovation Corrupted: The Origins and Legacy of Enron's Collapse tras tener acceso a miles de documentos de auditores, jueces, organismos reguladores, abogados, prensa, etcétera sobre el escándalo Enron. También ha tenido acceso a documentos internos de la compañía que no habían salido a la luz y ha podido entrevistar a ejecutivos y directivos que vivieron la crisis de primera mano.

Este caso, junto con la bancarrota y fraude de WorldCom, marcaron un antes y un después en la ética empresarial y en la integridad en la gestión de los negocios de la que tenían que responder directivos y altos ejecutivos a sus accionistas, trabajadores y sociedad. Por fortuna, también ayudaron a que conceptos como la Responsabilidad Social Corporativa ganaran fuerza y a que los ejecutivos renegaran del culto al corto plazo. La actual situación de crisis en la que viven la sociedad, las empresas y el sistema financiero es una prueba de fuego cuyos resultados no terminaremos mucho en ver.

Hasta 1994, Enron era el líder del mercado gasístico mundial. Acertó con algunas decisiones: fue el primero que puso en marcha el comercio electrónico b2b y consiguió ayudar a sus clientes poniendo en marcha un ágil mercado de futuros sobre el precio del gas que sirvió para que sus clientes redujeran las pérdidas derivadas de la volatilidad de la demanda y las oscilaciones de precios. Hasta aquí todo era un jardín de rosas.

Pero, en 1997 comenzaron a poner en marcha una arriesgada y poco rentable estrategia de diversificación--empezando por el mercado eléctrico--que fue el comienzo del fin. La compañía comenzó una lucha contra las autoridades reguladoras, a la par que malvendía activos y sacaba de balance pérdidas multimillonarias que imputaba a filiales y empresas asociadas. Durante esos años, nadie se preocupó de diseñar controles en las diferentes áreas de la empresa que hubieran servido para detectar las nefastas prácticas administrativas que dieron lugar, con el tiempo, a una temeraria deriva ética.

Tres años tardó el Departamento de Justicia de EEUU en formalizar una demanda contra sus directivos.

+info: Reseña y entrevista al autor [HBR] |

| Categoí­a: Consultorí­a | Etiquetas: etica directivo diversificacion error Harvard libro Enron contabilidad |

| Permalink | Enlaces a este artículo | Enviar por correo-e |

Marcadores sociales: Meneame | Fresqui | Facebook | FriendFeed | Google Bookmarks | Yahoo! My Web | Technorati | Twitter | Delicious |

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Enlaces a este artículo:

Crear un enlace

<< Principio


2.0