logo

Las bitácoras, ¿nuevos evangelistas de Apple?
20.9.07


Antes, sólo había dos grupos de personas que eran capaces de tatuarse una marca en su piel: los “moteros” que tienen una Harley-Davidson y los “maqueros”. Ahora, sólo quedan los primeros porque los segundos demuestran su devoción en la blogosfera. Tras años de travesía por el desierto, el siglo XXI ha traído aire fresco y éxitos a Apple: iPod, iPhone... Los forofos de la marca sacan pecho y se muestran como gallitos en la aldea global. Personalmente me alegro.

Ya era hora que reaparecieran sitios y bitácoras por doquier dedicados a la manzana, que los grupos de usuarios salieran de las cavernas y que las clásicas pegatinas que siempre incluye Apple con sus nuevos productos se volvieran a mostrar en público sin sonrojo.

Tengo ocho bitácoras registradas en NewsLife que están en castellano y observo todos los días los mismos temas recurrentes en todas ellas: iPod, iPhone, iTunes, iMac y, muy alejadas, otras menudencias (nuevas versiones, una apertura de una tienda, un postrero análisis de la última keynote de Steve Jobs, un hackeo, un par de referencias al iBook G4 y algún tímido rumor). ¡Con lo que me gustan los análisis sólo veo novedades!

Pocas bitácoras se muestran críticas y me gustaría que alguna terminara adoptando el rol de evangelista digital al más puro estilo del que fuera director de Marketing de Apple en 1984 Guy Kawasaki o consiguiera algo de influencia como ocurrió con la mítica lista MacEvangelist.

Jeffrey Cruikshank afirma que Apple está encantada con el ejército de voces digitales que refuerzan su marketing y la imagen de marca y, aunque reconoce que un peligro de esas huestes es la rumorología, no ya porque alguien decida crear un falso chisme sino por la cantidad de bitácoras que lo propagan, en Cupertino están contentos con la marcha del culto a Apple.

Muchos dirán que cada uno es libre para crear, compartir y dialogar en Internet sobre lo que quiera y con la “línea” editorial que desee. Si algo no te gusta, simplemente quítalo del lector de feeds o apúntate a la no-conversación.

Hace ya algunos años, las BBS, las listas de distribución, los sitios de la web 1.0 y los foros dedicados a Apple mostraban algo en común que resultaba muy atractivo: una gran pasión y fidelidad con todo lo que hacía Cupertino pero impregnado siempre de cierto espíritu crítico. Esta apreciación no puede aplicarse a muchas de los sitios actuales que se centran en la manzana y lleva a preguntarme: ¿no habrá traspasado la blogosfera la delgada línea que separa la devoción del aborregamiento y ni me he enterado?

Steve Jobs con su figura y capacidad de comunicación y liderazgo creo que está consiguiendo hipnotizar a sus seguidores de la blogosfera.

Los seguidores de Apple tienen que aligerar bastante la cartera cuando deciden adquirir un producto. Transcurrido el primer período en que todos estamos “enamorados” de nuestra nueva adquisición, debería comenzar una fase de crítica constructiva sin que nuevos lanzamientos, versiones o hechos relevantes nos borre la vista.

Y esto, lo escribo desde un MacBook... por si acaso termino de barro hasta las orejas.

Categoría: Mac OS X y Blogosfera | Etiquetas: Apple web2.0 feed marketing marca iPod iPhone hardware |

| Permalink | Enlaces a este artículo | Enviar por correo-e |

Marcadores sociales: Meneame | Fresqui | Facebook | FriendFeed | Google Bookmarks | Yahoo! My Web | Technorati | Twitter | Delicious |

4 Comentarios:

El 9/20/2007 07:21:00 p. m., Blogger Joan Guerrero tuvo la amabilidad de comentar aquí:

¡Le hacemos publicidad sin saberlo a Apple! E internet ha sido como mencionas, la plataforma para ello. Fenómenos de conversación como el iPhone, el cambio a los procesadores Intel y si nos vamos más hacia atrás, cuando llegó el iPod por primera vez, son ejemplos de cómo los usuarios han intervenido en primer plano para criticar, exponer sus experiencias o lifestyles, incluso critican las acciones de Apple. Sea bueno o malo el tópico en que se mencione la palabra Apple, es beneficioso para la misma marca.

 
El 9/21/2007 11:20:00 a. m., Blogger Sopa de letras tuvo la amabilidad de comentar aquí:

Bienvenido a amalgamadeletras y gracias por el comentario. Como bien dices, mencionar a Apple aumenta la imagen de marca en muchos lectores de bitácoras. Por eso, no es malo algo de crítica, constructiva siempre.

Un abrazo.

 
El 9/26/2007 10:52:00 p. m., Anonymous Andrés tuvo la amabilidad de comentar aquí:

Sí, Apple parece haber renacido cual ave fénix con internet, pero francamente (y fui maquero desde aquél primer mac de los años 80 que costaba 800mil pts) no es ni la sombra de lo que fue.

Quizás lo hayan aprendido todo en mercadotecnia, pero lo han perdido en la calidad / originalidad / transgresión de sus productos: ¿el diseño? Claramente copiado de Braun... ¿El sistema operativo actual? Una copia mala de quien les copió en su día (MW)

Es un poco como ZP: si te acomplejas de ser de izquierdas, y actúas de tapadillas, pues hijo, no lo seas. Jobs: si te acomplejas de haber sido rompedor, pues no lo seas, y entra en el main stream que te irá mejor.

Además, toda la generación de software libre tipo Mozilla ha dejado al antaño rompedor software apple, por los suelos.

Y mira que me duele decir todo esto, pero creo que la era digital, sencillamente, ya les ha quedado grande.

Salu2 desde Barcelona. AM

 
El 9/27/2007 08:07:00 a. m., Blogger amalgamadeletras tuvo la amabilidad de comentar aquí:

Lo de Braun es muy bueno.

Creo que Jobs siempre ha pensado en que el ordenador es como un electrodoméstico: facilita la vida haciendo cosas difíciles y útiles de forma sencilla para el que lo utiliza. Cruickshack lo razona muy bien en su libro:
http://amalgamadeletras.blogspot.com/2007/07/el-modelo-de-apple-12-lecciones-de-la.html

A mí personalmente me gustan los diseños actuales (no soy experto) y ahora irá tendiendo a cambiar el blanco por el aluminio (como los frigoríficos, je...)

Creo que es la única forma de vender ordenador y sistema operativo en el mismo paquete en un mercado en que el hardware y el software se venden independientemente.

 

Publicar un comentario

Enlaces a este artículo:

Crear un enlace

<< Principio


2.0